(MLB) – Desde de este Lunes, habrá un poco de más espacio en todos los bullpen de Grandes Ligas, desde Seattle hasta Tampa Bay.

Grandes Ligas sigue adelante con su plan, a menudo atrasado, para tener un límite de 13 lanzadores en los planteles activos de los equipos. Esa medida impactará el béisbol en varios aspectos, desde un aumento de peloteros de otras posiciones subiendo el montículo, hasta más llamadas a sus lanzadores en ligas menores.

“No sé si lo entiendo. Pero está bien, porque estamos siguiendo las reglas”, dijo Terry Francona, manager de Cleveland. “Pero es una de esas cosas que es difícil cuando te dicen cómo competir. Siento como si, algunas veces, especialmente con las dobles carteleras que vienen, habrá equipos en desventaja”.

El límite de 13 lanzadores originalmente fue anunciado por MLB previo a la temporada de 2020, uno de varios cambios que incluían la expansión de los planteles activos de un integrante para llegar a 26 y solicitando que los lanzadores enfrentaran al menos a tres bateadores o terminar al menos medio inning. Pero el límite fue recorrido en varias ocasiones debido a la pandemia de COVID-19.