Los Yankees no saben si el shortstop Gleyber Torres estará listo para jugar el lunes contra los Reales. El venezolano sufrió un golpe en el pulgar de la mano izquierda mientras intentaba robarse la segunda base durante la derrota ante los Marineros la tarde del domingo en Yankee Stadium.

Torres le conectó un sencillo al zurdo Yusei Kikuchi para iniciar el cuarto inning y luego se robó la intermedia con un out. Sin embargo, Torres se agarró la mano mientras hacía un gesto de dolor y los trainers de los Yankees fueron a revisarlo. Se mantuvo en el juego, en el que se fue de 4-3, pero la mano empeoró con el paso de los innings, de acuerdo con el manager Aaron Boone.

“Estoy un poco preocupado por él ahora mismo”, dijo Boone. “Se lesionó el pulgar tirándose en segunda base. Van a hacerle una prueba de resonancia magnética en el dedo, y veremos qué pasa en las próximas 24 horas”.