Durante el Draft de 2020, los Green Bay Packers se prepararon para un futuro sin Aaron Rodgers al reclutar a Jordan Love en la primera ronda. El reinante MVP de la NFL pensó que su suerte estaba echada y no se veía con el conjunto de Wisconsin en el futuro.

El año pasado fue complicado para los equipos de la NFL, ya que por la pandemia no hubo partidos de pretemporada para que los deportistas pudieran aclimatarse al juego de nuevo y la relación entre los entrenadores y los jugadores fue clave.

Hace un año por estas fechas, estaba viendo la temporada como mi último año de Green Bay”, declaró Aaron Rodgers para Peter King, de NBC Sports.

Rodgers se distanció de los Packers debido a la maña relación que tiene con la gerencia del equipo. Sin embargo, enfatizó que su relación con el staff de entrenadores es buena.

“Una vez que empieza la temporada, la relación con el staff es la más importante porque hablas con ellos todo el día. Siempre he tenido una buena relación con Matt LeFleur cuando se trata las jugadas. Además, siempre es bueno tener a Nathaniel Hacket (coordinador ofensivo) y a Luke Getsy (coordinador del jeugo aéreo) en la habitación siempre es bueno”, sentenció Rodgers.