Nick Kyrgios ha vuelto a demostrar una vez más por qué es un tenista diferente. El ‘chico malo’ del tenis, que ha protagonizado numerosas excentricidades sobre las pistas, ha vuelto a sacar su lado más humano para ayudar a aquellas personas que están atravesando por situaciones complicadas.

Kyrgios escribió un post en su cuenta de Instagram en el que reveló las dificultades que ha atravesado a lo largo de su vida para animar a la gente a luchar por sus propósitos y objetivos. “Esto es para aquellos que luchan con motivación, los que luchan por un propósito y para aquellos que tienen días que no quieren salir de la cama. Está bien. He estado en lugares de los que no estoy orgulloso, con la gente diciéndome todo el tiempo que ‘desperdicias tu talento’ o que era una decepción’. También he lidiado con un racismo repugnante. Personas cercanas a mi me han dicho que habían perdido la esperanza”.

El tenista australiano también quiso compartir su experiencia más personal y animó a que disfruten de la vida e incluso se ofreció para ayudarles y que se pusieran en contacto con él. “Sé lo que se siente cuando nadie entiende las luchas que tienes en tu cabeza. Te lo digo ahora, todo está bien, disfruta de esta maravillosa vida que tienes frente a ti, haz aquello que te haga feliz. No desaproveches esta oportunidad. No dudes en contactarme si te sientes perdido o si no puedes acudir a nadie. Estoy aquí para ti”.

Una experiencia que el propio Kyrgios ya reveló durante una rueda de prensa en el Citi Open de Washington. “Yo era un niño con sobrepeso. Mis entrenadores y profesores me dijeron que no sería muy bueno. La gente no puede decirte que no puedes hacer nada, me siento como estuviera demostrando que mucha gente estaba equivocada”.