El equipo de Rafael Nadal ha decidido ofrecer algo de claridad en el debate surgido durante las últimas horas sobre la participación del mallorquín en el ATP de Acapulco 2021. Después de las declaraciones del director del torneo, Raúl Zurutuza, en las que dejaba caer que una de las razones de la no presencia de Nadal hacía referencia a las cantidades de dinero que el balear pedía para participar, Carlos Costa, el manager de Rafa, dejó muy claro los motivos por los cuales Nadal no viajará a México en 2021.

No tienen nada que ver con temas monetarios. Esa es la principal máxima del comunicado de Costa, que ahonda en las molestias físicas del manacorí a lo largo del Open de Australia. Como el propio Rafa comunicó por Twitter, estas son las causantes de que no participe en uno de los ATP 500 más importantes del calendario. “Rafa ha decidido no participar en el torneo de Acapulco por una cuestión puramente de su actual estado de salud, calendario y de conveniencia por tratarse de un viaje tan largo en las circunstancias que nos encontramos”, afirmaba rotundamente el mánager.

Al fin y al cabo, la situación mundial provocada por la COVID-19 también pone un cierto freno a los largos desplazamientos de los jugadores. Muchos factores que se juntan en una coctelera con un resultado claro: la presencia de Rafa en Acapulco no sería beneficiosa bajo ninguna condición. “Como es sabido, Rafa volvió con un problema de espalda del Open de Australia y aún está recuperándose de la lesión. Es por ese motivo por el que no participará en el torneo de Rotterdam donde estaba inscrito. Al haberse conocido la suspensión del torneo de Indian Wells y retrasarse la fecha inicial del torneo en México, finalmente ha decidido no viajar a Acapulco”.

Sin problemas entre jugador y organización

Otra de las posibles conclusiones que pueden extraerse de las palabras de Costa es que Nadal aún no tiene planificado al 100% su próximo calendario. Una posible presencia en Miami, que en este momento sería el único torneo sobre pista dura al que, por cuestiones de calendario, podría acudir antes del inicio de la gira de tierra batida, parece bastante improbable… pero la puerta está abierta.

“El resto del calendario de estas semanas queda por ver una vez se recupere de su dolencia en la espalda. Queda claro por tanto y fuera de toda duda que su no participación en el torneo de Acapulco no es una cuestión de acuerdo con los organizadores”. Las últimas líneas desmienten, así pues, cualquier tipo de discordancia entre el equipo de Rafa y los organizadores de un evento al que en más de una ocasión ha declarado tener un cariño especial.

Con estas declaraciones parece que llega a su fin un capítulo del que cada uno puede sacar las conclusiones que prefiera. La única realidad es que Nadal no estará en Acapulco y que sigue recuperándose de su lesión en la espalda, con las miras puestas en un posible regreso en Miami, pero sobre todo en la próxima gira de tierra batida. Mientras tanto, toca seguir disfrutando del tenis en todas sus formas y sus torneos, con o sin Nadal y el resto de grandes figuras. Y eso no es poco.