Corey Kluber maniató a los bateadores de Detroit para conseguir la victoria número 100 de su carrera, con su actuación más dominante desde 2018, y los Yanquis de Nueva York superaron 2-0 el domingo a los Tigres para completar la barrida de la serie y reencontrarse con un porcentaje de .500.

Kluber (2-2) se asemejó al pitcher que ganó el Cy Young de la Liga Americana con Cleveland en 2014 y 2017, antes de que las lesiones interrumpieran sus campañas de 2018 y 2019.

El derecho de 35 años permitió dos hits en ocho innings, concedió una base por bola y ponchó a 10 para alcanzar los dobles dígitos por 47ma ocasión, pero por primera vez desde el 24 de septiembre de 2018.

Propició 18 strikes de swing abanicando, apelando a un cambio de velocidad que desconcertó a la ofensiva de Detroit — la peor de las mayores con un promedio colectivo de .195.

Kluber retiró a sus últimos ocho bateadores y alcanzó su tope de entradas con los Yanquis esta temporada. Redujo a 3.03 su promedio de efectividad tras alcanzar el 6.10 en su tercer duelo como abridor esta campaña.