El nñúmero 2 del último draft es una promesa emergente. Estrella de Gonzaga, ha sido uno de los nombres de la última lotería y es un jugador nunca visto en la NBA: 2,13 de altura, 2,31 de envergadura… pero solo 88 kilos de peso. Los Thunder se atrevieron en la selección, una para nada original si tenemos en cuanta sus cualidades físicas básicas, pero que es ciertamente arriesgada si tenemos en cuenta su peso y que sus brazos y piernas son extremadamente delgados, casi como alfileres.

De una forma u otra, los Thunder se han arriesgado y, de momento, la Summer League les está dando la razón. El pívot de 20 años se ha salido en Salt Lake City y ha destrozado a los Jazz: 23 puntos, 7 rebotes, 4 asistencias y 6 tapones en casi 24 minutos, unas cifras espectaculares que han dado la victoria a su equipo (77-98) y con las que ha sido, de lejos, el mejor jugador del partido.

Holmgren ha completado su exhibición con grandes porcentajes de lanzamiento: 7 de 9 en tiros de campo y 4 de 6 en triples. Y ha demostrado que tiene potencial para ser un jugador extraordinario en ambos lados de la pista.

En el resto de partidos de la jornada de la Summer League, los Kings han ganado a los Lakers en Los Angeles (75-87), los Sixers han caído ante los Grizzlies (99-103) y los Heat se han impuesto a los Warriors (94-70).