El campeón de peso pesado del CMB, Tyson Fury, de 32 años, reveló esta semana que está bebiendo hasta 12 pintas por día. También agregó que dejó de comer y entrenar, poniendo en serio peligro su pelea con Anthony Joshua. Pero el Rey Gitano reiteró que todavía cree que podría destruir a su rival británico, incluso después consumir alcohol. Fury ldijo a MTK Global: “Podría beber 14 pintas y aun así darle a AJ suficiente. Ya no estoy entrenando. De todos modos, solo necesito seis o siete semanas. No necesito grandes compañeros de entrenamiento”, añadió.

Fury no ha subido al ring desde su victoria de febrero de 2020 sobre Deontay Wilder para arrebatar el cinturón del CMB. Se esperaba que las conversaciones entre los equpos de Joshua y Fury concluyeran en breve con un anuncio sobre la primera unificación de este verano, según The SunPero a pesar de los comentarios públicos de Bob Arum y Eddie Hearn que sugieren que un acuerdo contractual está cerca, Fury lanzó la bomba esta semana al afirmar que no volverá a pelear en el Reino Unido y que la pelea de AJ está fuera de tiempo.

Sin embargo, el acuerdo parece muy cercano, según apuntan los medios británicos, y puede haber hasta 200 millones de libras de por medio. “Está programado que AJ y Fury se enfrenten en el primero de dos combates este junio o julio, probablemente en el Medio Oriente. Creo que pronto daremosa todos una gran noticia”, añadió Hearn.