BOGOTÁ — El mediocampista de Deportivo Pasto Iván Rivas denunció que el presidente del Rionegro José Fernando Salazar lo insultó con un término racista al finalizar un partido que disputaron ambos equipos en el cierre de la quinta jornada del torneo Apertura de la liga colombiana de fútbol.

Según el “Bebé” Rivas, el dirigente le gritó “simio” desde la tribuna. Algunos videos muestran el momento en que Salazar se enfrasca en una acalorada discusión con el capitán de Pasto Camilo Ayala.

El encuentro fue afectado por la lluvia, una interrupción en el fluido eléctrico y protestas de los futbolistas de Pasto, quienes consideraron que César Augusto Arias estaba en fuera de juego cuando convirtió el gol del empate 1-1 a los 77 minutos

El “Bebé” Rivas llevó el caso el miércoles a la Asociación Colombiana de Futbolistas Profesionales (ACOLFUTPRO), que lo traslado a FIFPro, el sindicato internacional, así como a la Federación Colombiana de Fútbol, a la liga profesional DIMAYOR y a los ministerios del Deporte y del Trabajo.

Salazar mantiene silencio sobre el caso.

Rivas, de 32 años jugó con Rionegro en 2019 y, de acuerdo con versiones de prensa, tuvo diferencias con Salazar cuando se negó a reducir el monto de su contrato.

El debut de Rivas con Pasto se registró precisamente el martes en el partido celebrado en el estadio Alberto Grisales de Rionegro, población a las afueras de Medellín.