Efecto Harden para Nets y Rockets

by Feb 3, 2021

a marcha de un jugador con vitola de MVP y máximo anotador de la NBA tiene que dejarse notar. La llegada a otro equipo, también. Sin embargo, el efecto James Harden tiene distintos e inesperados impactos, tal y como se está viendo en los Rockets y en los Nets.

Desde que el 14 de enero el escolta se marchó de Houston a Brooklyn en un macrotraspaso, el balance de los dos equipos es de 6-3. Pero es en estadísticas avanzadas donde se observan diferencias. La defensa de los Rockets ha sido asombrosa en este espacio de tiempo. En defensive rating han concedido 103,7 puntos por cada 100 posesiones, que es la mejor de la NBA. Harden, con fama de mal defensor, se ha marchado y ahora el equipo parece más compacto a la aro de blindar su aro. Además, La Barba había llegado al punto de ser una distracción para sus ya excompañeros.

Mientras tanto, desde la llegada de Harden, los Nets han tenido una de las peores defensas de la NBA con 119,9 puntos encajados por cada 100 posesiones y permiten la mayor cantidad de puntos por partido de cualquier equipo desde el aterrizaje del escolta 124,56. Ahí se incluyen los 149 recibidos ante los Wizards y los 147 que les endosaron los Cavaliers. Los de Brooklyn son el tercer conjunto que más puntos reciben de media en toda la Liga: 117,7. Sólo los Kings y los Wizards empeoran ese registro.

Para compensarlo, los Nets anotan más que nadie: 122,2 puntos por encuentro. A la artillería que tenían han sumado a un anotador de época como Harden. Es evidente que el punto fuerte del equipo es atacar, pero sin defender será difícil ganar el anillo.