La temporada de la NBA avanza y los jugadores empiezan a presentar sus candidaturas no sólo para ir al All-Star sino para progresar en la carrera por ser el MVP. Giannis Antetokounmpo, ganador en los dos últimos años, es el hombre a batir. LeBron James, Stephen Curry, Joel Embiid o Nikola Jokic son algunos de los nombres mejor colocados ahora. Lo que faltaba era ver a alguien que directamente se quisiera quitar de la discusión, y lo hay: se llama Luka Doncic y juega en Dallas. 

En unas sinceras declaraciones en el programa que presenta Stephen A. Smith en ESPN el esloveno ha explicado por qué, pese a arrancar la temporada como uno de los claros favoritos al premio, no se ve en una posición cómoda para ir a por ello. 

“He tenido presión desde que era un niño, desde que jugaba en Madrid. Pero, honestamente, no creo que deba estar en la conversación del MVP este año”

“¿Qué somos, el 13º o el 14º clasificado? Pues por eso lo digo. Sólo espero que podamos jugar de la manera correcta a partir de ahora y poder llegar a los ‘playoffs’, porque esa es la clave esta temporada: llegar a la postemporada y demostrar allí lo que podemos hacer” 

“Para poder ser MVP debes estar en un equipo que esté colocado en los dos primeros puesto de una conferencia, ése sería mi criterio para elegir en este galardón” 

Doncic no ha sido uno de los afectados directos de los contagios por coronavirus que ha tenido el equipo, pero sí se ha notado en la sobreexplotación para cubrir las bajas. Sus números siguen siendo espectaculares, con 27’8 puntos, 9’3 rebotes 8’7 asistencias, pero entre la frustración por su porcentaje de triples y por las continuas derrotas de este inicio de temporada el trayecto está siendo mucho más complicado. 

Los Mavericks se sitúan a dos victorias de los puestos de privilegio del Oeste con su récord de 12-14, pero es peor que lo que rezaban las predicciones de pretemporada.