Cristiano Ronaldo sigue empeñado en dejar el Manchester United y,  tras no incorporarse el lunes a los entrenamientos tal como había pactado con el club, no formará parte de la expedición que volará mañana a Bangkok (Tailandia) para llevar a cabo una gira de pretemporada.

El United ha aceptado la petición de Cristiano Ronaldo de disponer de unos días más de tiempo para tratar un asunto familiar. Todo indica que de esta manera el crack portugués espera cerrar en los próximos días un acuerdo con un club para ver cumplido su deseo de dejar el Manchester United, tal como ha comunicado a la directiva.

Cristiano Ronaldo tampoco se presentó hoy al cuarto entrenamiento de la semana dirigido por Erik ten Hag, nuevo entrenador del United, y el hecho de que no participe tampoco en la gira asiática es una nueva concesión de la directiva, que ha asumido la marcha del crack e intenta desencallar cuanto antes su salida.

La gira del United por Asia y Australia

El primer amistoso del United en su gira asiática le enfrentará el 12 de julio al Liverpool en Bangkok. Tras el partido volará a Australia, donde tres días más tarde se medirá al Melborune Victory. El 19 de julio, también en Melborune, se enfrentará al Crystal Palace y el 23 al Aston Villa en Perth.

De vuelta a Europa, el United afrontará sus dos últimos amistosos antes de su debut en la Premier: el 30 de julio en Oslo ante el Atlético Madrid y al día siguiente contra el Rayo Vallecano en Old Trafford. El 7 de agosto afrontará también en casa la primera jornada del campeonato inglés frente al Brighton.